Masacre en Noruega: "Este es un ataque contra el movimiento obrero" – El movimiento obrero debe responder! Imprimir
Escrito por Alan Woods   
Martes 26 de Julio de 2011 22:47
23 de julio: La opinión pública mundial se ha visto conmocionada por la noticia de la masacre sangrienta en Noruega. Al menos 93 personas han muerto, incluyendo a 84 miembros de la Juventud Laborista (AUF) en un campamento de verano.

Utøya, 21 de julio. Foto: ArbeiderpartietLa masacre comenzó con una explosión de una bomba en Oslo donde murieron siete personas. Pero el verdadero baño de sangre tuvo lugar un poco más tarde en la isla de Utøya, donde cientos de jóvenes se habían reunido para una escuela de verano de la Juventud Laborista (AUF). La isla fue cedida a los sindicatos de Oslo en los años 50 y es un lugar de gran importancia simbólica para todo el movimiento obrero.

"Breivik viajó en el ferry desde el continente a que la pequeña isla interior haciéndose pasar por un oficial de policía, diciendo que estaba allí para hacer una investigación en relación con las explosiones", dijo el periodista de la agencia NRK, Ole Torp, a la BBC. Otro testigo explica que llegó diciendo que era un oficial de policía y que estaba allí para hablar sobre el atentado en Oslo, y cuando hubo reunido gente suficiente empezó a disparar.

En un momento terrorífico, fueron acribillados a tiros jóvenes en traje de baño. En escenas de pánico indescriptible, muchos jóvenes saltaron al mar para salvarse y fueron disparados cuando trataban de nadar para alejarse de la escena de la carnicería. Otros se cubrieron detrás de las rocas o se escondieron en cuevas, aterrorizados, cuando el pistolero se puso a disparar a una persona indefensa tras otra.

El pistolero vagó alrededor de la isla haciéndose pasar por un oficial de policía, pidiendo a la gente que se acercara y luego les disparaba cuando salían de sus escondites. Una joven de 15 años de edad, Elise, vio a un oficial de policía y pensó que estaba segura, pero luego comenzó a disparar. "Primero, disparó a la gente en la isla. Después empezó a disparar a la gente en el agua ", dijo.

Algunas víctimas fingieron que estaban muertas para sobrevivir. Sin embargo, después de disparar a las víctimas con su arma, el pistolero les disparaba de nuevo en la cabeza con una escopeta. La prensa noruega esta mañana mostró imágenes de playas cubiertas de cadáveres. Estas fueron las acciones de un asesino frío y calculador.

¿Quién es Anders Behring Breivik?

Utøya. Foto: whoelse_northEl dedo acusador se dirigió de inmediato a Al-Qaeda. ¿Quién más podría ser? La posibilidad de este tipo de ataques de extremistas islámicos siempre estuvo ahí, ya que Noruega ha enviado tropas a Afganistán, y esto fue respaldado por el Partido Laborista noruego y no tuvo la oposición de su organización juvenil. El presidente Obama no perdió tiempo en transmitir su más sincera condolencia, y hacer buen uso de la oportunidad en conseguir apoyo para continuar con la "guerra contra el terror".

Tal ha sido el efecto de la campaña de propaganda desde el 11 de septiembre de 2001 en la mente de la opinión pública de que el terrorismo se asocia inmediatamente con hombres de tez morena vestidos como los árabes o los afganos. Sin embargo, la información que circuló posteriormente hizo explotar inmediatamente esta teoría. Se reveló que el campamento de la Juventud del Partido Laborista (AUF) fue atacado por alguien descrito como un hombre con cabello rubio y de aspecto nórdico, vestido con un uniforme de policía. El asesino no es ni musulmán, ni miembro de al-Qaeda, sino un miembro de la clase media noruega.

Anders Breivik Behring es un pequeño burgués noruego. Estudió en una escuela de negocios noruega y dirige una pequeña empresa. Él no estaba, evidentemente, escaso de dinero, ya que compró una granja, donde funciona su pequeño negocio, que había sido utilizado anteriormente por elementos del submundo criminal para una plantación de marihuana. La plantación también estuvo conectada con un famoso robo de un banco (NOKAS). Probablemente, para preparar su acción de ayer, Breivik compró el 4 de mayo seis toneladas de fertilizantes artificiales, que se utiliza comúnmente para fabricar bombas caseras, con su actividad agrícola como cobertura.

También es un extremista de derecha. Breivik era miembro activo de la organización racista  Fremskrittspartiet, que actualmente tiene alrededor de un 20% de apoyo en las encuestas, y militó en su organización juvenil, supuestamente unos 10 años, hasta 2007. Es un opositor al multiculturalismo y un fanático anti-musulmán. Aparentemente, sugirió recrear el Tea Party de EE.UU. en Europa y expresó su apoyo a la Liga de Defensa Inglesa [fanáticos racistas ingleses antiislámicos]. Él escribió cosas como:

"Todas las ideologías del odio deben ser tratados de la misma manera:
"El islamismo ha matado a 300 millones
"El comunismo ha matado a 100 millones
"El nazismo ha causado la muerte de 6-20 millones"

Breivik llamó a la ex primera ministra Gro Harlem Brundlant una "asesina de la patria", por haber planteado la idea de que cualquier persona que vive en Noruega es noruega. También se refiere constantemente a cómo los "marxistas" se han infiltrado supuestamente en todas partes, incluyendo la cultura, las escuelas y los medios de comunicación.

No puede haber ninguna duda de que este fue un acto político. Los objetivos no fueron fortuitos, como suele ser el caso de los ataques de los locos. Fueron seleccionados cuidadosamente por razones políticas. Parece probable que el objetivo principal era el primer ministro noruego laborista, Jan Stoltenberg. Los cientos de jóvenes que participaban en el campamento de Utøya esperaban un discurso del primer ministro que iba a dar allí hoy.

Los medios de comunicación internacionales son unánimes en relación con estas atrocidades al calificar la acción como la obra de un "pistolero loco". De esta manera tratan de desviar la atención de los contenidos políticos de estos acontecimientos. Un loco no es responsable de sus actos, que son de carácter puramente aleatorio y accidental. Pero no había nada de azaroso o de accidental en lo que ha pasado.

Los "expertos" antiterroristas noruegos están perplejos por el hecho de que se trataba de un terrorista noruego de extrema derecha quien cometió el crimen y no un musulmán. Algunos han comentado que los servicios de inteligencia de Noruega no han prestado suficiente atención a la amenaza de la extrema derecha en los últimos años. ¿Acaso no conocían los puntos de vista ultraderechistas de Breivik?

Hay muchos aspectos de este caso que no están claros. ¿Breivik actuó en solitario o había más de un pistolero? Se dio la impresión inicial de que actuó solo. Pero hay testigos que dicen que había también al menos otra persona sin uniforme en la isla que participó en la masacre. El tiempo lo dirá. Curiosamente, el líder laborista Stoltenberg hizo hincapié en que la policía estaba investigando la posibilidad de vínculos internacionales.

¡El movimiento obrero debe actuar!

El dirigente de la AUF, Eskil Pedersen, que celebró una conferencia de prensa esta mañana dijo que el ataque atenta contra la democracia y dijo que la AUF seguirá de pie por los valores anti-racistas y a favor de la democracia y de la igualdad.

Oslo, 22 de julio. Foto: H.K. NilsenStoltenberg, el Primer Ministro, obviamente, sacudido por esta atrocidad, dijo a las cámaras de televisión: "Este es un ataque contra el movimiento sindical noruego, contra del Partido Laborista Noruego y su organización juvenil." Esto es absolutamente correcto. Sin embargo, este mensaje fue diluido inmediatamente por la BBC, que dijo que fue un ataque "contra el sistema político de Noruega y los valores de Noruega."

Los políticos de derecha como Sarkozi y Angela Merkel agitaron el sentimiento anti-musulmán para aglutinar a la derecha, como hace la prensa, con gente como Rupert Murdoch. Ellos estimulan a los elementos extremistas y anti-inmigrantes. En el caso de Noruega, el Partido Conservador se está preparando para formar un gobierno de coalición con elFremskrittspartiet, si la actual coalición de izquierda es derrotada en las próximas elecciones. Por tanto, es erróneo sugerir algún tipo de acuerdo con los partidos burgueses de derecha para "defender la democracia" contra la extrema derecha.

El dirigente laborista, que correctamente hizo hincapié en que este fue un ataque contra el movimiento obrero, luego pasó a decir que la cuestión debería dejarse en manos de la policía. Esto es un error. El Estado no puede ser invocado para proporcionar una defensa efectiva contra los fascistas. Los servicios de inteligencia del Estado han hecho caso omiso de las actividades de los grupos fascistas, y un sector del Estado siempre tiene simpatías fascistas. La creencia ciega en la eficacia del Estado para protegernos puede adormecernos en un falso sentido de seguridad con resultados fatales. Recordemos que este asesino fue capaz de cometer asesinatos en masa, porque estaba vestido de policía.

El ataque ha desatado un clima de miedo que debe ser combatido. Las Juventudes Socialistas (SU) se vieron obligadas a cancelar su campamento de verano que iba a tener lugar la próxima semana, en la misma isla. Se ha publicado una declaración de solidaridad con la AUF, en el que su líder, Olav Magnus Linge, lo dijo muy bien: "para todos los compañeros muertos, no un minuto de silencio, sino una vida de lucha".

El ataque plantea la cuestión de cómo defender al movimiento obrero y a sus organizaciones juveniles de los fascistas. La Juventud Laborista, el ala juvenil de los sindicatos, y la Juventud del Partido de Izquierda Socialista deberían unirse inmediatamente para formar comités de autodefensa, vinculados a los sindicatos y los comités de delegados sindicales. Toda actividad pública debe ser protegida y defendida, y cada acto de agresión debe ser respondido energéticamente.

La clase obrera organizada debe aprender a depender sólo de sí misma. Sólo el movimiento obrero puede combatir la amenaza de los grupos fascistas y de derecha. Pero para hacerlo con eficacia, debe responder cada provocación fascista mediante la movilización de todo el poder de la clase obrera organizada. El movimiento obrero noruego es muy poderoso. Debe utilizarse su poder para darles una lección a los fascistas. Los sindicatos noruegos deben convocar una huelga general de 24 horas para protestar contra este ataque.

Las organizaciones sindicales de todo el mundo debe demostrar la solidez de la acción de masas. Actos conmemorativos están siendo organizados en Suecia. Pero lo que se necesita no es sólo una celebración de luto, sino una acción de solidaridad internacional. Los sindicatos de otros países deben organizar actos de protesta y manifestaciones -comenzando por Suecia. ¡Que el mundo vea que el movimiento obrero internacional no se deja intimidar por las agresiones fascistas, y que vamos a salir a las calles para enfrentar cualquier amenaza a nuestros derechos! Nuestra consigna debe ser: un ataque contra uno es un ataque contra todos.

¡Es hora de despertar! Durante muchos años Noruega parecía ser una isla de paz y tranquilidad en un mundo turbulento. Ahora, esta ilusión reconfortante ha sido brutalmente destrozada. Los militares están en las calles de la capital noruega montando guardia en los edificios públicos, mientras que muchas familias lloran a sus hijos muertos. La crisis mundial del capitalismo no escatima ningún país y a ningún individuo. El capitalismo es, para usar la frase de Lenin, un horror sin fin.

Londres, 23 de julio de 2011

Escrìbenos:   Esta dirección electrónica esta protegida contra spambots. Es necesario activar Javascript para visualizarla  /   Esta dirección electrónica esta protegida contra spambots. Es necesario activar Javascript para visualizarla